en nombre de israel

El gabinete de Seguridad Política decidió el jueves por la noche, después de una reunión de cuatro horas, que los magnetómetros permanecerán a la entrada del Monte del Templo como parte de las nuevas medidas de seguridad en el recinto.

El Gabinete también autorizó a la policía a tomar todas las decisiones “para garantizar el libre acceso a los lugares sagrados, al tiempo que se mantiene la seguridad y el orden público” en el Monte del Templo.

“Israel se ha comprometido a mantener el statu quo en el Monte del Templo y la libertad de acceso a los lugares sagrados. Israel está comprometido a proteger la seguridad de todos los fieles y visitantes del Monte del Templo”, dijo un comunicado.

Fuente: Arutz Sheva

Anuncios