Fue cosida a puñaladas, en su propia casa, pillada a traición mientras dormía, indefensa, sin darle la más mínima oportunidad, de forma cobarde y ruin por el terrorista palestino de 17 años (un “niño” según la terminología anti israelí) llamado Mohammad Nasser Tra’ayra .

Ni que decir tiene que amplios sectores de la enferma sociedad palestina considera al cobarde terrorista Mohammad Nasser Tra’ayra un “heroe”, su propia madre lo consideraba un “martir” de Jerusalem y la mezquita de Al Aqsa.

(madre y hermana de la inocente niña, víctima del terrorismo palestino, Hallel Ariel)

Alguien inculcó en la mente del terrorista palestino que con ese miserable asesinato se estaria más cerca de liberar su ficticia patria palestina que nunca ha existido en los anales de la historia.

Todo ello con el cómplice corifeo de pseudo solidarios occidentales, progres de salon, vulgares xenofobos con titulo que justifican cualquier tropelía cometida sobre los inocentes israelíes sobre una narrativa de odio y victimismo inexistente.

Así danzaba la angelical Hallel Ariel antes de su vil asesinato:

Descanse en paz, Hallel Ariel

Anuncios