Gobernadores de los 50 estados firmaron este miércoles un documento de rechazo del discriminatorio Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS).

Organizado por el Comité Judío Americano, la declaración afirma que “los objetivos del movimiento BDS son la antítesis de los valores  de nuestros respectivos estados”

La declaración no compromete a los gobernadores a acciones específicas, aunque firmantes “Reafirmamos nuestro apoyo a Israel como un aliado vital de Estados Unidos, un socio económico y un defensor de la libertad.”

Fuente: Arutz sheva

Anuncios