Será un despliegue mayor que el de las visitas de los Reyes de España. Previsibles actos de violencia de fanaticos del BDS contrarios a que se celebre el encuentro de futbol

“Despliegue inédito para el España-Israel”

Agentes de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) de la Comisaría de la Policía Nacional de Gijón, durante un partido en El Molinón.
Agentes de la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) de la Comisaría de la Policía Nacional de Gijón, durante un partido en El Molinón. / CITOULA
  • En el férreo control trabajan unidades de subsuelo, la brigada de Información, la unidad canina e incluso helicópteros

Será un despliegue policial sin precedentes. La ciudad se blindará el próximo viernes, 24 de marzo, para garantizar la seguridad con motivo del partido entre las selecciones de fútbol de España e Israel, que se disputará en el estadio de El Molinón. Se trata de un encuentro considerado de alto riesgo. A los férreos controles efectuados por las fuerzas de seguridad del Estado y de la Policía Local se sumará el amplio dispositivo de seguridad con el que viaja la comitiva israelí cada vez que sale al extranjero. El equipo y el cuadro técnico se acompañan de los servicios de inteligencia del Mossad y de sus propios agentes, que velan por la integridad física de los jugadores y del resto de personal de la selección.

En la mañana de ayer responsables de la Policía Nacional, Guardia Civil y Policía Local mantuvieron una reunión técnica para definir las competencias de cada cuerpo y para organizar el dispositivo, que comenzará dos días antes con la llegada de los dos equipos al aeropuerto de Asturias. Ambos conjuntos se alojarán en hoteles de la zona rural gijonesa, por lo que la vigilancia de las instalaciones y de los trayectos hasta los entrenamientos y El Molinón correrán a cargo de la Guardia Civil. Participarán prácticamente todas las unidades de la Comandancia: antidisturbios, seguridad ciudadana, desactivación de explosivos, tráfico, el servicio cinológico e incluso el helicóptero de la Benemérita para realizar una vigilancia exhaustiva desde al aire.

Por su parte, la Policía Nacional lleva semanas trabajando sobre el terreno. Los agentes de la Unidad de Subsuelo de la Jefatura de Policía Nacional han realizado numerosas inspecciones en el entorno del estadio y por otros muchos puntos por los que está previsto que pasen los integrantes de las selecciones. A esos trabajos se han sumado los de las investigaciones de la Brigada de Información de la Comisaría de Gijón, encargados de controlar a personas sospechosas, y harán lo propio un amplio número de agentes que participarán directamente en la vigilancia, como la Unidad de Prevención y Reacción (UPR) y los efectivos de la Unidad de Intervención Policial (UIP).

Restricciones de tráfico

Según ha podido saber este periódico, se dispondrá de un dispositivo de seguridad denominado de encapsulamiento, en el que el equipo israelí estará controlado por varios perímetros de seguridad. Una de las medidas que se barajan es prohibir el estacionamiento y tránsito de vehículos en el entorno de El Molinón. La plantilla de la Policía Local -que se verá reforzada el día del partido- jugará un papel importante en ese dispositivo especial con la regulación del tráfico.

Al dispositivo de seguridad puesto en marcha con motivo de la disputa del partido, se suman las propias del nivel 4 de alerta terrorista decretada por el Ministerio de Interior hace casi dos años y que conllevan el refuerzo de la presencia policial en la calle y la estrecha vigilancia de estaciones de tren y autobús y de infraestructuras consideradas clave, como pueden ser los depósitos de combustible de la Campa Torres. Esas medidas se refuerzan en caso de aglomeraciones de personas, como ya ocurrió durante el periodo navideño en las proximidades de las actividades navideñas del solarón y el paseo de Begoña, donde se colocaron los sistemas de seguridad denominados ‘jerseys’ para evitar atentados con vehículos como los ocurridos en varias ciudades de España.

Reunión con De Lorenzo.

Durante la mañana de hoy el delegado del Gobierno, Gabino de Lorenzo, presidirá en Oviedo una reunión con los responsables de todos los cuerpos de seguridad para atar los flecos del amplio dispositivo de control en el que está previsto que participen más de medio millar de agentes.

Los pormenores del dispositivo no se darán a conocer por motivos de seguridad, pero lo que sí ha trascendido es que se trata de un despliegue incluso de mayor envergadura de los desplegados con las visitas al Principado de los Reyes de España.

Uno de los motivos por los que la Real Federación Española de Fútbol eligió Gijón para albergar el partido fue el tamaño de la ciudad y sus altos índices de seguridad, que la sitúan en cabeza del país en los rankings anuales.

Fuente: El comercio

Anuncios