Que se dejen de tonterias, que no utilicen la violencia ni el terrorismo, que asuman sus culpas y responsabilidades, eso es algo que tiene que hacer la sociedad palestina si se quiere alcanzar la paz.

Seria una novedad que no ha pasado nunca, pero sin duda supondria el fin del conflicto.

Eso lo sabe muy bien la embajadora USA ante la ONU, Nikki Haley,  que tiene las ideas muy claras:

“Subrayamos la necesidad de que la Autoridad Palestina detenga su incitación a la violencia y les urgimos a reunirse con Israel en negociaciones directas de paz en lugar de mirar a la ONU para ofrecer resultados que sólo pueden lograrse con las dos partes”, dijo la representante estadounidense.

Logicamente este comportamiento esta levantando ampollas en el lobby islámico petrolífero conscientes de que a sus “protegidos” palestinos se les puede estar acabando el chollo y la impunidad.

Fuente: Terra

 

Anuncios