Se han descubierto unas inscripciones hebreas en una columna romana de piedra caliza en la localidad de Peqi’in durante la restauración de una antigua sinagoga.

Pequ’in no sólo es un pueblo pintoresco en las hermosas colinas de Galilea,sino que ademas  es un pueblo que tiene un registro ininterrumpido de presencia judía desde hace más de dos mil años.

La piedra fue encontrada boca abajo en el patio del edificio.

Un análisis preliminar del grabado sugiere que se trata de inscripciones dedicatorias en honor a los donantes a la sinagoga.

Fuente: Arutz Sheva

Anuncios